sábado, 17 de enero de 2009

Niñ@s ciudadanos


La cultura ciudadana empieza desde que somos niños. ¿Cómo vivimos las reglas en familia y en la escuela? ¿Cómo participábamos en los juegos con otros niños y como nos enseñaron nuestros padres y profesores a organizarnos en ellos? ¿Eran los niños o las niñas los jefes o jefas de los grupos y los equipos deportivos? ¿Los papeles principales eran... para quién? En fin. 

Estas preguntas que pueden parecer irrelevantes determinan en gran medida el papel que desde niños asumimos podíamos o debíamos jugar en nuestro entorno y ante los demás. ¿Eres niña y no debes hablar fuerte? ¿Eres niño y es tu responsabilidad que las cosas se hagan? Esta visión de la realidad determina la forma en que nos relacionamos con los otros, con la autoridad y con las instituciones con las que convivimos cotidianamente. ¿Somos apáticos, participativos, autoritarios, conversadores, incluyentes o excluyentes? ¿Cómo fuimos de niños? ¿Qué aprendimos? 

El Instituto Federal Electoral de México tiene una página dedicada a los niños que me parece interesante y propositiva. Se llama  Tú decides y está dedicada a los pequeños. Los invita a conversar, a decir sus puntos de vista y a hacer propuestas sobre temas que son de su interés.... ¡Los toma en cuenta! De manera jugetona y divertida los invita a plantearse objetivos, a elegir líderes, a votar, a establecer funciones, a determinar reglas, a ser ciudadanos de manera divertida. 

Me encantaría que esta página la pudieran compartir con sus hij@s, sobrin@s, amig@s para que la enseñen sus pequeñ@s. Sobre todo, me gustaría que invitaran a muchas niñas a participar, pues este tipo de juegos no son los que necesariamente se le educa a las pequeñas a jugar y a largo plazo determinan su nivel de involucramiento en las decisiones del mundo que las rodea. 

8 comentarios:

Poetiza dijo...

Ya no tengo niños amiga. Son adultos, pero pasare el dato a mis familiares. Un beso, cuidate.

Arantza G. dijo...

Como Poetiza, son mayorcitos.
Lo malo es que mi familia es mínima y no hay niños y mis amigos tienen hijos de la misma edad que los míos, más o menos.
Ya siento no poder ayudarte, cielo.
Un beso.

Carlos Paredes Leví dijo...

Yo siempre he sido un firme defensor de que en la escuela te dan formación y es, principalmente,en el hogar es dónde deben darte la educación. Así mismo, desde chiquitos debemos enseñar a nuestros hijos a tener algo de lo que, hoy en día, muchos adultos parecen carecer: tener criterio. Por aquí vienen mucho de los males que nos aquejan y que, de algún modo, están relacionados con una relajación en principios antaño asentados. SUpongo, que las familias están haciendo dejadez de funciones y los planes escolares son cada vez más siniestros. O algo así.
Un saludo.

July dijo...

Gracias por seguirme ;)

La educacion debe nacer de los padres y ser fomentada por todas aquellas personas en el día a día con el que se convive. Pero claro, siempre depende de los niveles culturales queramos o no, de las diferencias sociales, de las circunstacias de cada familia...etc

Creo que hoy en día un problema muy importante en la educación de los niños (y tb en la vida en general) es la falta de dialogo y conversación xa saber y ver que piensan los demas y como ven las cosas, en el tema que nos atañe los niños.

Me parece muy buena idea la del Instituto Federal Electoral de México.

Un abrazo

Claudia dijo...

Poetiza,
Muchas gracias. Lo agradeceré y ellos a la larga también.
Un abrazo,

Claudia dijo...

Arantza,
Lo importante es que sepas que esto existe y está disponible. Seguramente se te ocurrirá cuando menos lo esperes que lo puedes mencionar a alguien.
Un beso.

Claudia dijo...

Carlos,
Gracias por la visita y por tu respuesta.
Ese es el gran reto, hacer que los chiquill@s tengan criterio, miren "con sus propios ojos" y asuman sus decisiones. ¡Suena fácil!
Creo que esto nos toca a todos en la sociedad, no sólo a los padres.
Muchos saludos,

Claudia dijo...

July,
Hola! Gracias por la visita.
Tienes toda la razón, en un mundo de verdades absolutas, el diálogo parece no tener lugar. Los fanatismos, hasta de quienes dicen ser respetuosos y tolerantes, acaban con toda posibilidad de conversación, conocimiento y entendimiento.
Otro abrazo de retache.

Comunidades en las que también participa Mujeres Construyendo