martes, 14 de julio de 2009

¿Te planteas metas de manera cotidiana?

¿Eres el tipo de personas que viven planteándose metas incumplibles? ¿Te gusta proponerte algunos objetivos que cumples? o de plano ¿nunca te pones metas en ningún terreno de tu vida?

Vivir es un juego de malabaristas en el que vivir con espontaneidad es una virtud, pero plantearse objetivos y metas es el camino para alcanzar logros y sentirse bien con uno mismo. ¿Cómo combinar ambas posiciones?

Cada persona tiene un estilo personal. No hay reglas. Lo que vale y resulta necesario es la creatividad de las personas. Lo que para una persona es algo disfrutable y una manera adecuada de plantearse objetivos y cumplirlos para otra puede resultar francamente castrante, por decir lo menos, y absolutamente aburrido, contrario a los intereses fundamentales de quien lo vive así.

Lo que si es un hecho es que plantearse objetivos es una manera saludable de sentirse útil, de cumplir metas y de fortalecer nuestra autoestima. No importa el "tamaño" de los objetivos; así como no hay logros pequeños no hay objetivos menores. Para alguien a quien bañarse diario le resulta un reto plantearse hacerlo todos los días es un gran logro. Para otra persona el reto puede estar en darse 20 minutos diarios de tiempo personal.

Cada quién sabe qué necesita. Lo importante es planteárselo, cumplirlo y sumar los logros cotidianos en nuestra vida. Ellos nos permitirá sentirnos bien con nosotr@s mism@s, fortalecer nuestro sentido de capacidad y poder (poder hacer las cosas) contribuyendo a nuestro empoderamiento, a nuestro buen ánimo y consecuentmente a nuestra salud. El sentido del humor, la alegría y el bienestar son fuente inagotable de salud.

¿Qué esperas? ¿Qué objetivos tienes para este día?


4 comentarios:

Duncan de Gross dijo...

Cierto, lo importante es simplemente dar el primer paso e intentar lograr objetivos ;-)

"Premio Maria Amelia Lòpez Soliño" dijo...

A todos nuestros seguidores y simpatizantes:

Queridos amigos:
Hace sólo unos días celebrábamos con gran alegría la decisión del Ayuntamiento de Muxía de aprobar el premio que con vuestro apoyo promovemos desde el blog y el grupo de facebook. Por desgracia, esa alegría ha sido efímera y se ha convertido en decepción al comprobar que la idea original ha sido ignorada y transformada en algo que nada tiene que ver con lo que entendemos que Maria Amelia quería y que vosotros habíais secundado con vuestros testimonios y muestras de ánimo. Según parece, ni las ilusiones de la abuela ni las vuestras merecen ser tenidas en cuenta. Quizá han considerado que no sois tantos o tan importantes como para dar luz verde al proyecto que planteábamos. Por eso, más que nunca, os pedimos encarecidamente que dejéis vuestra opinión en el blog para demostrar que estáis dispuestos a dejaros oir, que EXISTÍS, y que no váis a permitir que se desvirtúe lo que con tanta ilusión hemos estado intentando construir estas últimas semanas.
Hemos publicado en el blog nuestro punto de vista. Os invitamos a leerlo y opinar. Si tenéis dudas, preguntad, estamos a vuestra disposición para todo.

Ya sabéis que este blog, este proyecto, sin vosotros, no es nada.
Un abrazo.

Claudia dijo...

Duncan,
Es curioso, pero ese primer paso a veces resulta el más difícil..... el punto es DARLO!
Un abrazo y como siempre, gracias por tu visita.

Claudia dijo...

Premio María Amelia,
Gracias por el aviso. Me daré una vuelta para enterarme a detalle del asunto.
Un abrazo,

Comunidades en las que también participa Mujeres Construyendo